El límite para aplazamientos de deudas tributarias sin aval se eleva hasta los 30.000 euros

por Luis R. Garach

La Agencia Tributaria dará un alivio fiscal a numerosas pymes y autónomos y les permitirá aplazar más deudas tributarias sin necesidad de aval. Hacienda ha publicado con fecha 20-10-2015 la Orden HAP 2178/2015 que recoge que los contribuyentes que lo soliciten puedan aplazar o fraccionar el pago de deudas tributarias de hasta 30.000 euros sin necesidad de garantía alguna. El umbral que hasta este momento era de 18.000 euros, se aumenta considerablemente.

Esta medida supondrá un soplo de liquidez para pymes y autónomos, que son los que principalmente solicitan el aplazamiento del pago de impuestos como el IVA o Sociedades, además de una simplificación y un ahorro financiero al no tener que solicitar un aval bancario como antes para aplazamientos superiores a los 18,000 euros. Las personas físicas, empresarios o particulares, también podrán beneficiarse de esta exención.

La asfixia financiera que han sufrido numerosas empresas españolas durante la crisis disparó las peticiones de aplazamientos de deudas tributarias. Entre 2007 y 2013 se cuadriplicaron las peticiones de aplazamientos, de poco más de medio millón a más de 2 millones.

El anterior límite de 18.000 euros se puso en marcha a partir del año 2009, cuando dicho umbral sólo alcanzaba los 6.000 euros. Eso permitió a gran cantidad de empresas, financiar sus liquidaciones tributarias con la propia administración antes que buscarla vía entidades bancarias, las cuales habían cerrado el grifo del crédito de una manera realmente brusca.

Entre los años 2011 y 2014, el importe de las solicitudes de aplazamiento concedidas entre 18.000 y 30.000 euros, es decir mediante la aportación de un aval bancario u otro tipo de garantía, ascendió a más de 2.500 millones de euros. Anualmente se reciben unos 25.000 aplazamientos de esta cuantía.

En el período 2011-2014 se han concedido aplazamientos por un importe de más de 30.800 millones de euros, correspondiendo casi un 70% a pequeñas empresas y trabajadores por cuenta propia. El 30% restante se reparte entre empresas con deudas mayores o ciudadanos que solicitan aplazar sus cuotas del Impuesto sobre la Renta.

Si antes de la crisis el importe de los aplazamientos solicitados ascendía a 4.975 millones de euros, en 2012 llegó a un pico de 17.595 millones, casi cuatro veces más. Entre 2011 y 2014 las demoras pedidas ascendieron a 61.378 millones, el doble de lo que finalmente Hacienda concedió. En 2014, el 97% de las solicitudes de aplazamientos eran hasta 18.000 euros: el importe de estas peticiones alcanzó el 39% del total demorado.

No obstante, esta medida como ya viene ocurriendo desde el año 2014, no se aplicará a las solicitudes de aplazamiento de retenciones del IRPF de trabajadores por parte de las empresas donde prestan sus servicios, después de un período transitorio durante los años más virulentos de la crisis, en los que sí se contempló esta posibilidad.

El interés de demora para los aplazamientos que se soliciten a partir del 1-1-2016 será del 3,75%, el más bajo desde que en 1973 el Banco de España fijara tipos para dicha eventualidad. Si la solicitud se presenta con aval, el tipo será del 3%.

Esta cuantía de 30.000 euros, también es aplicable a los aplazamientos que se presenten ante la Tesorería General de la Seguridad Social.

El alivio para las empresas que pidan aplazamientos de deudas entre 18.000 y 30.000 euros será tanto económico (intereses más bajos) como burocrático (tramitación simplificada sin avales).

En aquellos casos superiores a 30.000 euros, las empresas deben entregar para conseguir un aplazamiento o fraccionamiento de la deuda tributaria bien un aval bancario (por el importe de la deuda más sus correspondientes intereses de demora), bien otro tipo de garantías hipotecarias: seguros de caución, facturas de los clientes o los inmuebles de la propia empresa o de sus propios socios.

Esperemos que de esta forma, sea mucho mayor el número de empresas que pueda gestionar adecuadamente sus aplazamientos tributarios y ver algo más de luz en ese largo túnel de la crisis del que empezamos, parece, a salir. Al fin y al cabo, Hacienda somos todos.

Dónde estamos

Geolit, Parque Científico y Tecnológico
Edificio Software DELSOL · 23620
Mengíbar · Jaén

Centralita: 953 22 79 33
Comercial: 953 21 41 00

Área Comercial

  • Distribuidores
  • Colaboradores
  • Preguntas frecuentes

Atención al Cliente

  • Soporte técnico
  • Zona Privada
  • Utilidades

Software DELSOL

  • Acerca de Software DELSOL
  • Descárgalo gratis
  • Desarrolladores
  • Responsabilidad Social
  • Trabaja con nosotros
  • Resultados encuestas 2020
  • Boletín DELSOL
  • Contacto

Políticas

  • Política de Gestión
  • Política de Privacidad
  • Política de Seguridad
  • Términos de Uso Generales
  • Condiciones Generales de Contratación
  • Política de Cookies
Idioma
  • eses
  • caca
Microsoft Partner
Aenor 27001
Aenor 9001 | Calidad
iQnet
iQnet Sr10
Confianza ONLINE
Great Place to Work
  • linkedin
  • youtube
Software DELSOL, S.A. utiliza cookies propias y de terceros con finalidad analítica y de marketing. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en el botón "Configurar".