ContactoZona PrivadaPrecios

¿Cómo montar una editorial?

cenefa
cenefa
KIT DIGITAL,
este año finaliza el plazo para obtener tu bono
 
CONSIGUE EL TUYO
Avatar de Software DELSOLSoftware DELSOL
25 de abril de 2022

Si te planteas montar una editorial, no eres solo un emprendedor, sino todo un soñador, paciente, coherente y, sobre todo, lleno de confianza en la magia de los lectores. Como sabemos que tu creatividad y tu vitalidad empresarial pueden materializarse en este negocio, te ofrecemos las claves necesarias para que tu proyecto tome forma de libro y, sobre todo, de éxito.

La rentabilidad de montar una editorial

Una editorial es un negocio, cuanto menos, particular. Incluso para montar una editorial, no hace falta tener un local físico, más allá de un despacho u oficina en la que te sientes a gestionar y dirigir los sueños de tus escritores para llevarlos a tus clientes.

Esto no implica que sea fácil: la popularidad de los libros electrónicos y las nuevas formas de leer (o no leer) hacen de la publicación de libros una tarea complicada, dentro de un sector exigente.

Por eso, publicar libros en el contexto de montar una editorial será rentable si tienes en cuenta los siguientes tres tips:

  1. Paciencia.
  2. Contar con un catálogo de libros coherente y meditado.
  3. Tiempo y dinero para las primeras inversiones.

Con estos tres pilares claros en tu mente, déjate embaucar por tu propia historia y haz de ella tu forma de vida.

Pasos para montar una editorial

La idea

Tener una buena idea es fundamental para saber qué tipo de editorial quieres crear y, sobre todo, qué libros vas a publicar. Márcate tu objetivo, pues no es lo mismo montar una editorial como hobby que iniciar un proyecto como negocio del que pretendas hacer depender tu sustento económico a largo plazo.

La competencia

Un buen análisis de lo que te rodea es una buena oportunidad tanto para que escritores o géneros independientes encuentren sitio como para que cubras espacios que la literatura de tu zona no cubre o es insuficiente.

La venta en internet de las editoriales es más alta que la venta in situ, así que investiga las páginas web de la competencia y analiza su forma de vender, su público, sus estrategias, si realizan ventas a domicilio y su forma, en general, de captar a los clientes y vender libros.

Conociendo sus aciertos, sus fallos y sus faltas, trazaremos nuestro mapa de ventas perfecto para ofrecer la mejor y mayor calidad.

Nombre y registro

Tu nombre es fundamental y por el que te conocerá el resto del mundo. Escoge un nombre que esté disponible, claro, directo, bueno y óptimo. Si te hace falta, acude a una empresa de naming (especializada en búsqueda de nombres).

Cuando lo tengas, deberás registrarlo en el organismo competente y esperar el tiempo oportuno que la legislación determine para poder iniciar las actividades (normalmente, unos tres, cuatro meses).

Implicará el alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos, con el consecuente pago de impuestos relativos a este.

Plan de negocios editorial

Es un plan de negocios específico que te ayudará a visualizar qué es exactamente lo que tu editorial va a ofrecer, en relación con la tipología de libros, sus vías de distribución, así como en el modo en el que podrás hacer frente a los gastos tanto de arranque del proyecto como de mantenimiento.

A modo ilustrativo, debes saber que los primeros años serán de inversión y que las ganancias en el negocio editorial suelen obtenerse a partir del tercer o cuarto año.

Tu marca personal

Si tienes posibilidad de acudir a un diseñador gráfico profesional, no lo dudes: tu logo es fundamental para captar a clientes y no es tan sencillo como parece si no te dedicas a ello. Debe ser coherente a tu estilo, a tu servicio y a tu estrategia editorial.

Publicidad y marketing

Que la difusión es vital para el funcionamiento y el éxito de tu editorial es algo que sabrás más que con creces. Una vez que tengas tu logo, date a conocer.

No necesitas grandes medios, pero sí los mejores: páginas web y todas las redes sociales en marcha para que seas conocido en cada punto del mercado: Facebook, Twitter e Instagram son un must have.

Lánzate a hacer tu propia web (contando con un programador, informático o diseñador web) o, al menos, crea un blog (hay muchas opciones y facilidades actuales, como las plantillas de WordPress, con las que no hace falta ser un profesional).

Las personas

Si tienes un equipo, es mejor que si caminas solo o intentas abarcarlo todo tú mismo, aunque dependerá de lo pretencioso de tu proyecto y, sobre todo, de lo que te puedas permitir. No obstante, contempla la posibilidad de cubrir una serie de puestos en tu editorial, aunque sea a medio plazo, que la enriquecerán y la harán mucho más productiva:

  • Equipo de correctores.
  • Maquetadores.
  • Diseñadores.
  • Grupo de escritores.
  • Ilustradores.
  • Lectores profesionales.
  • Revisores.

Montar una editorial es tan bonito como asequible. Puedes empezar tú mismo, desde cero, asumiendo cada puesto, y después serás el director de orquesta que marque el ritmo de cada músico. Siguiendo los pasos que te hemos dado, daréis la nota en el panorama narrativo del mundo literario.