Empowerment

por Software DELSOL

La palabra empowerment se traduce en Castellano como empoderamiento: según el Diccionario de la RAE empoderar significa “dar a alguien autoridad, influencia o conocimiento para hacer algo”.

Aplicado al personal laboral de la empresa, el empoderamiento consiste en delegar, asignar responsabilidades y dar autonomía de decisión al trabajador que es competente dentro de sus funciones.

Si los directivos que son superiores jerárquicos del trabajador son los que deciden sobre todos los aspectos de la actividad el trabajador se sentirá frustrado y minusvalorado, comenzará a pensar que no es parte del equipo.

Posibles sistemas de administración de personas

Tradicionalmente el departamento de Recursos Humanos se ocupaba, sólo, de seleccionar y contratar al personal.

Hoy en día se han implementado nuevas técnicas de gestión del equipo humano de la empresa y se habla de equipo, de colaboradores como el activo intangible más importante de la empresa.

A la luz de ésto, podemos ver cuatro maneras de afrontar la relación entre dirección y trabajadores:

  • Autoritario-coercitivo no existe ninguna confianza en los trabajadores y éstos no son capaces de comentar o discutir con sus jefes; existirá un falta de motivación.
  • Autoritario-benevolente la actitud de la dirección es condescendiente, los trabajadores aquí tampoco pueden discutir su trabajo con sus jefes, su motivación son recompensas y sanciones.
  • Consultivo los trabajadores si pueden comentar y discutir con sus jefes y gozan de cierto grado de confianza, existen recompensas y, a veces, sanciones. La información se produce en los dos sentidos pero no hay una confianza plena en los trabajadores.
  • Participativo todos son parte en la toma de decisiones y los trabajadores participan de los buenos resultados con incentivos económicos. Es un sistema abierto en el que todos están coordinados.

El empoderamiento

El empoderamiento de los trabajadores supone un mucho mejor ambiente de trabajo no sólo para los propios trabajadores, también para la dirección o gerencia de la empresa que va a estar mucho más tranquila pensando que el trabajo se va a realizar de forma correcta.

En nuestros días es mucho más importante que antes el talento humano: antes las empresas competían en nuevos mercados emergentes.

Hoy en día es necesario que todo el personal esté capacitado y preparado para responder a necesidades cambiantes y cada vez con más rapidez. Esto hace imprescindible el empoderamiento.

Además, la satisfacción laboral del trabajador es una meta a conseguir porque produce un mucho mejor resultado en la actividad de ese trabajador y un mejor clima en la empresa.

Así, el empoderamiento fortalece a los trabajadores que serán capaces y sabrán hacer las cosas, participando de una manera mucho más activa y siendo responsables del resultado de su trabajo.

Vínculo de confianza

Una dificultad muy importante para el empoderamiento es que es necesario que el jefe confíe en el trabajador.

Normalmente se comienza dando unos primeros pasos que van dando resultados, es decir, según el trabajador va adoptando decisiones y realizando mejor su tarea sus superiores estarán mucho más tranquilos y confiados y ampliarán este ámbito de actuación.

Iniciativa personal

El trabajador empoderado siente su protagonismo personal, pudiendo tomar iniciativas y hacer aportaciones creativas a su labor.

Ésto va a suponer un mayor crecimiento personal del trabajador que estará mucho mejor haciendo su trabajo.

Hablamos, por tanto, de un liderazgo compartido entre todo el personal que trabaja en la organización.

Sentirse miembro del equipo

Cuando se consigue trabajar así, al poder tomar decisiones sobre la actividad, el trabajador se siente como algo integrante de la empresa, como un socio, la empresa es algo suyo y los resultados que tenga, tanto en su trabajo como en general, le importan.

Liderazgo y empoderamiento

Son dos conceptos que están íntimamente vinculados entre sí.

Es el líder quién tiene la responsabilidad de delegar y fortalecer el perfil y las competencias del trabajador, siendo necesario que los trabajadores tengan, a su vez, confianza en el líder que les va a motivar y orientar para alcanzar los resultados que se pretenden.

Las competencias

Fundamental es el conocer bien al personal laboral y, desde luego, acertar primero en su proceso de selección.

La capacidad de realizar un buen trabajo está íntimamente relacionada con las características de las personas, su formación y habilidades.

Los requisitos para que una persona sea considerada competente son su saber, su saber hacer y su saber estar (o convivir).

Podemos clasificar las competencias de un trabajador en:

  • Competencias diferenciadoras hace que una persona, con la misma preparación y experiencia que otra, realice mejor determinadas funciones por sus características personales.
  • Competencias Umbral las necesarias para realizar la labor adecuadamente, era lo que se buscaba antes en los procesos de selección de personal, pero no garantizan la excelencia.
  • Competencias primarias las que se identifican por si mismas, como los rasgos de la personalidad.
  • Competencias secundarias las que resultan en la combinación de las anteriores, por ejemplo la capacidad de trabajo en equipo será el resultado de la empatía del trabajador y otras características como saber escuchar.
  • Competencias genéricas se refieren a un grupo de actividades, los comportamientos de la persona que pronostican que tendrá éxito en su labor.
  • Competencias estratégicas las que pueden producir buenos resultados económicos: preocupación por la calidad, por atención al cliente, trato con proveedores, etc.
  • Competencias intratégicas en las relaciones con los subordinados, capacidad de delegar, de liderazgo, etc.
  • Competencias específicas son las que pueden hacer que un trabajador realice una labor excepcional en determinado cometido concreto.
Nuevo comentario

Software DELSOL se compromete con la privacidad de tus datos.

Te explicamos de manera resumida cómo trataremos tus datos personales.

¿Quién es el Responsable del tratamiento de tus datos?

Software del Sol, S.A., con NIF número A-11682879 y domicilio en Geolit, P. Tecnológico. C/ Las Villas 9. 23620. Mengíbar (Jaén). Dirección de correo electrónico: info@sdelsol.com.

¿Con qué finalidad tratamos tus datos personales?

Tratamos la información que nos facilitas con el fin de enviarte información, promoción y publicidad relacionada con nuestros productos y servicios por cualquier medio (postal, email o teléfono). Tranquilo, no te abrumaremos con demasiada información.

¿Por cuánto tiempo conservamos tus datos?

Los datos personales que nos proporciones se conservarán mientras se mantenga la relación comercial y/o no solicites la supresión de los mismos.

¿Cuál es la legitimación para el tratamiento de tus datos?

La base legal para el tratamiento de tus datos está basada en el consentimiento que te solicitamos al recabar esos datos y/o en la necesidad de contar con los mismos para procesar tus pedidos y cumplir con los compromisos que adquirimos contigo por contrato.

¿Comunicaremos tus datos a terceros?

No, a menos que la ley nos obligue.

¿Cuáles son tus derechos cuando nos facilitas tus datos?

Tienes derecho a obtener confirmación sobre si en Software del Sol, S.A. estamos tratando tus datos personales, por tanto, tienes derecho a acceder a tus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios.

Si quieres conocer con más detalle cómo tratamos tus datos consulta nuestra Política de Privacidad.

Utilizamos cookies propias y de terceros de análisis de uso y medición para mejorar la experiencia de uso y contenidos de nuestra web, le recomendamos aceptar su uso para aprovechar plenamente la navegación. Recuerda que puedes modificar esta configuración.