ContactoZona PrivadaPrecios

¿Cómo montar una guardería?

cenefa
cenefa

Porque te lo mereces...
30% de descuento

Hasta el 23 de abril.

Oferta exclusiva para contratos anuales.

No acumulable a otras promociones ni válido para renovaciones.

¡Lo quiero ya!
Avatar de Software DELSOLSoftware DELSOL
7 de noviembre de 2022

Las guarderías son un tipo de negocio muy tradicional en España y por el que seguro que te has planteado apostar. Si quieres montar una guardería y no sabes qué necesitas exactamente, llénate de tu espíritu emprendedor y deja que te expliquemos los puntos fundamentales para materializar lo que sin duda es uno de los proyectos más bonitos al que dar forma.

Pasos previos a montar una guardería

Si tienes las ganas, pero aún te falta el impulso definitivo que te haga arrancar para montar tu guardería, plantéate las siguientes preguntas y, si puedes darle respuesta, la guardería o centro infantil es tu proyecto ideal:

  1. ¿Hay guarderías en mi zona?
  2. ¿Qué quiero ofrecer?                         
  3. ¿Tengo dinero?
  4. ¿Tengo un sitio?
  5. ¿Hay niños?

Mediante el estudio de la competencia, te darás cuenta de si hay necesidades de abrir un centro infantil en tu zona determinada y cómo son las guarderías que ya existen.

Al plantearte el concepto educativo que quieres ofrecer, previamente recogido por la autoridad educativa, te será más claro visualizar tu modelo de guardería y establecer tus horarios, las horas lectivas, el reparto de juegos y actividades de los niños y crear así tu propio concepto educativo para ofrecer a los nuevos pequeños y que cree bienestar a sus familias.

No hace falta una gran suma de dinero, aunque para montar una guardería es cierto que los costes fijos son altos: alquiler, servicios de comedor y limpieza, salarios de maestros y otro personal son gastos que hay que afrontar, en relación con la rentabilidad que podrás obtener por la cuota que recibas del pago a tu servicio. Por eso, debes ajustar un plan de negocio que te permita conocer previamente lo que tienes, lo que puedes financiar y lo que debes considerar a corto, medio y largo plazo.

Un buen local es lo más básico, que cumpla las exigencias locales que, normalmente, consisten en que cuenten con un patio, con varias aulas de treinta metros cuadrados, cocina, aseos adaptados y zona de juegos y siesta.

para que todo esto sea posible y tu local tenga vida… ¡te hacen falta niños! A veces, nos dejamos llevar por la ilusión sin estudiar realmente la demografía de la zona en la que nos encontramos. Párate y observa si realmente hay posibilidad de éxito, si tu guardería puede prosperar o si la población es generalmente anciana. De todos modos, en cualquier localidad, una guardería siempre es indispensable.

La posibilidad de franquicia

Las franquicias de guardería están cada vez más presentes en nuestra sociedad. Según los datos de la Asociación Española de Franquiciadores, existen alrededor de 2600 establecimientos franquiciados en el sector de centros infantiles y que dan empleo a casi 7000 personas.

Si apuestas por una franquicia, tendrás la ventaja de disponer de la ayuda y el asesoramiento de un franquiciador que estará contigo en todo momento y que te apoyará en cuanto a constitución, establecimiento legal y cumplimiento de requisitos necesarios. Te ahorrará más de un quebradero de cabeza, aunque, como franquiciado, tendrás que someterte al contrato de franquicia y cumplir con una serie de obligaciones, que impedirán que explotes tu creatividad desde cero. Es una buena opción, ya que el tiempo y el coste son menores; además, la marca franquiciada ya tiene un determinado prestigio y te permite un reconocimiento previo. No así, este hecho no implica ni tu éxito posterior ni tu estabilidad profesional.

Orientación general para montar tu propia guardería

En España, no hay una ley específica en la que se definan los puntos concretos, pero sí podemos detallar una serie de ideas generales que debes tener en cuenta a la hora de montar una guardería o centro infantil:

  • Tener un local con un emplazamiento determinado y que cumpla con las exigencias de seguridad.
  • Contar con el permiso especial de apertura de centro infantil.
  • Disponer del personal óptimo que realizará los trabajos de primera mano con los niños. Garantizarás la cualificación de tu personal.  
  • Contar con materiales y disponer de actividades que proporcionen a los niños su desarrollo y divertimento.

Titulaciones y licencias

Una vez que tengas claro que tu vocación y tu capacidad de gestión y negocio puede materializarse en montar una guardería, debes acudir al órgano competente de tu Comunidad Autónoma o Localidad para que sean ellos quien te orienten sobre las licencias y titulaciones específicas que necesitas para iniciar tu proyecto. En la mayoría de comunidades, se exigen:

  • Certificado de primeros auxilios.
  • Certificado de enfermería.
  • Grado o licenciatura en Educación Infantil o Auxiliar en Educación Infantil.  
  • Licencias de apertura y enseñanza.
  • Licencia de obras.
  • Seguros de responsabilidad civil y accidentes, que cubra tanto a los niños como a los trabajadores.
  • Seguridad en el local:
    • Extintores con mantenimiento adecuado.
    • Fumigación anual.
    • Instalaciones de sanitarios, cocina y mantenimiento idóneo.

Ahora que ya sabes las claves fundamentales para montar una guardería, te recomendamos que te sirvas del asesoramiento de un buen profesional y te embarques en este proyecto del que, sin duda, el agradecimiento vendrá cada día de la mano de la sonrisa de cada niño que aprenda contigo.