Claves para ahorrar en esta nueva época

por Software DELSOL

Cuando llegan tiempos de crisis económica (conocidos popularmente como vacas flacas), es el momento de sujetar el bolsillo y sacar el máximo rendimiento a nuestro patrimonio. En una nueva época llena de incertidumbre sobre el futuro económico de nuestro país, cobra más sentido que nunca seguir algunas estrategias de ahorro para preservar las arcas familiares y empresariales.

Hacer una relación de gastos e ingresos

Las matemáticas son tan precisas como crueles: si gastas más de lo que ganas, estarás en bancarrota. Ahora más que nunca resulta imprescindible realizar un listado de ingresos fijos y gastos ineludibles: la relación que se establezca entre ellos determinará la posición financiera en la que nos encontremos.

Hemos querido resaltar los gastos como ineludibles porque, si los números no salen, quizá sea necesario recortar gradualmente ciertos gastos superfluos o no prioritarios, y esperar tiempos mejores para retomarlos.

Pero, a la hora de pensar en ahorro, no conviene ceñirse solamente a la supresión de los gastos, sino también a maximizar el rendimiento de los ingresos. No es cuestión de "ganar más dinero", sino de evaluar cuánto cuesta conseguir ese dinero.

Distinguir entre gastos e inversiones

No todo el dinero que desembolsamos cae en saco roto. Hay una parte que se puede considerar un gasto necesario, como los insumos del hogar, el alquiler o los bienes de consumo; otra parte se considera una inversión, porque en algún momento generará algún tipo de rédito de naturaleza económica o inmaterial.

Cuando realizamos una inversión económica, el rédito podría volver a nosotros en forma de dinero, por ejemplo, al comprar acciones o participaciones de una sociedad y venderlas posteriormente cuando suban de precio.

Pero también podría retornarnos de forma intangible: por ejemplo, al pagar por un servicio que haga más fácil o mejore algún aspecto de nuestra vida (música o vídeo en streaming, sesiones de terapia psicológica, o la cuota mensual de un club deportivo).

En cualquier caso, antes de suprimir un gasto, tendremos que detenernos a valorar el tipo de rédito que nos ofrece, y evaluar si realmente nos compensa prescindir de él.

Eliminar deudas con intereses altos

Prestar dinero tiene un coste (y si no, que se lo digan a los bancos): cada crédito que se concede ha de ser devuelto siguiendo una tabla de pagos fraccionados a los que se suma el tipo de interés (que refleja, a grandes rasgos, el coste financiero de la operación de préstamo).

Si nos encontramos en medio del pago de una deuda cuyos intereses son sensiblemente altos (normalmente fruto de microcréditos o tarjetas de crédito), tendremos que realizar una previsión de amortización total o parcial, según se pueda y se nos permita, para cancelar esta deuda y, por lo tanto, dejar de pagar demasiado por el dinero prestado.

Comprar a crédito solo si se dispone del dinero

Este consejo podría resultar hasta contradictorio, pero nada más lejos de la realidad. ¿Cuántas finanzas personales no se han visto ahogadas al devolver un préstamo?

El problema de las operaciones a crédito viene cuando se utilizan los fondos prestados para acometer un pago que resulta imposible de sufragar en efectivo: es una práctica muy frecuentada por personas que no disponen de los fondos equivalentes en efectivo, y que fían la devolución del crédito a un futurible de prosperidad económica.

La realidad es que, si llega el momento de devolver el dinero prestado (junto con sus intereses) y la posición económica no ha mejorado, se habrá generado un problema de liquidez todavía mayor para quien haya pedido el préstamo.

La solución pasa por comprender que el riesgo de no poder devolver el préstamo siempre es real, salvo que ya se disponga del dinero de antemano (antes de pedir el crédito). De esta forma, estaremos beneficiándonos del valor de tener el dinero en el bolsillo (que es el núcleo del siguiente consejo).

Evitar la descapitalización

Disponer de dinero en efectivo es un valor en sí mismo: otorga a la persona o entidad capacidad suficiente para autofinanciarse y responder ante imprevistos.

Con el consejo del apartado anterior no queremos decir que haya que evitar a toda costa las compras a crédito, porque si comenzamos a costear en efectivo operaciones relativamente cuantiosas, correremos el riesgo de descapitalizarnos, es decir, quedarnos sin fondos a cambio de no contraer más deudas.

Lo ideal para mantener una posición financiera equilibrada es dividir el pago de las compras de forma equitativa entre el dinero del que se dispone y el que se pide prestado. Así, pagaríamos una parte en efectivo y financiaríamos la parte restante, con el menor tipo de interés en el máximo plazo de vencimiento posible.

Preservar las finanzas personales y empresariales en tiempos de crisis es todo un arte, a la vez que una labor de imperiosa necesidad: por si los tiempos felices tardasen mucho en llegar, conviene intentar que las arcas estén lo más llenas que sea posible.

Nuevo comentario

Software DELSOL se compromete con la privacidad de tus datos.

Te explicamos de manera resumida cómo trataremos tus datos personales.

¿Quién es el Responsable del tratamiento de tus datos?

Software del Sol, S.A., con NIF número A-11682879 y domicilio en Geolit, P. Tecnológico. C/ Las Villas 9. 23620. Mengíbar (Jaén). Dirección de correo electrónico: info@sdelsol.com.

¿Con qué finalidad tratamos tus datos personales?

Tratamos la información que nos facilitas con el fin de enviarte información, promoción y publicidad relacionada con nuestros productos y servicios por cualquier medio (postal, email o teléfono). Tranquilo, no te abrumaremos con demasiada información.

¿Por cuánto tiempo conservamos tus datos?

Los datos personales que nos proporciones se conservarán mientras se mantenga la relación comercial y/o no solicites la supresión de los mismos.

¿Cuál es la legitimación para el tratamiento de tus datos?

La base legal para el tratamiento de tus datos está basada en el consentimiento que te solicitamos al recabar esos datos y/o en la necesidad de contar con los mismos para procesar tus pedidos y cumplir con los compromisos que adquirimos contigo por contrato.

¿Comunicaremos tus datos a terceros?

No, a menos que la ley nos obligue.

¿Cuáles son tus derechos cuando nos facilitas tus datos?

Tienes derecho a obtener confirmación sobre si en Software del Sol, S.A. estamos tratando tus datos personales, por tanto, tienes derecho a acceder a tus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios.

Si quieres conocer con más detalle cómo tratamos tus datos consulta nuestra Política de Privacidad.

Descarga FactuSOL

Más información

El blog en tu email

Suscríbete para recibir la newsletter mensual directamente en tu email.

Dónde estamos

Geolit, Parque Científico y Tecnológico
Edificio Software DELSOL · 23620
Mengíbar · Jaén

Centralita: 953 22 79 33
Comercial: 953 21 41 00

Área Comercial

  • Programa de facturación
  • Programa de contabilidad
  • Programa de nóminas
  • Programa de facturación en la nube
  • Programa de contabilidad en la nube
  • Comparativa software de gestión
  • Distribuidores
  • Colaboradores
  • Asesorías y Despachos Profesionales
  • Preguntas frecuentes

Atención al Cliente

  • Soporte técnico
  • Zona Privada
  • Utilidades

Software DELSOL

  • Acerca de Software DELSOL
  • Descárgalo gratis
  • Desarrolladores
  • Responsabilidad Social
  • Trabaja con nosotros
  • Resultados encuestas 2021
  • Boletín DELSOL
  • Artículos destacados
  • Contacto

Políticas

  • Política de Gestión
  • Política de Privacidad
  • Política de Seguridad
  • Términos de Uso Generales
  • Condiciones Generales de Contratación
  • Condiciones Generales de Contratación Nube
  • Política de Cookies
Idioma
  • eses
  • caca
  • linkedin
  • youtube
Software DELSOL, S.A. utiliza cookies propias y de terceros con finalidad analítica y de marketing. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en el botón "Configurar".