¿Cómo funciona la inversión del sujeto pasivo en el IVA?

por Software DELSOL

La inversión del sujeto pasivo en el IVA es un tipo de operación económica que desplaza la responsabilidad de autoliquidación del emisor de la factura a su receptor. Para entender bien qué implica todo ello, debemos entender los diferentes elementos jurídicos de una operación económica y sus responsabilidades.

En este artículo conoceremos en detalle qué es y cómo funciona la inversión del sujeto pasivo en el IVA, a la vez que analizaremos los casos en los que es permitido recurrir a esta tipología de operación.

El sujeto pasivo y el contribuyente

Ante cualquier venta de un bien o servicio, nos encontramos con dos figuras legales que interactúan. Si simplificamos, diríamos que tenemos a un vendedor y un comprador que intercambian un bien o un servicio a cambio de una cantidad económica establecida. 

La gran mayoría de las operaciones estarán sujetas al Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), que gravará en una factura el producto o servicio vendido según su tipología. Pudiendo grabarse con un 4 % sobre el precio en caso de IVA superreducido, 10 % el reducido o 21 % en el tipo general.

En todas las operaciones, el comprador es el encargado de pagar el IVA, puesto que el impuesto desgrava el consumo final de productos o servicios. Es por esto que identificamos el comprador como el contribuyente y el vendedor (en la mayoría de las ocasiones) como el sujeto pasivo.

El sujeto pasivo de cualquier operación sujeta a un impuesto es aquel a quien recae la responsabilidad de abonar los impuestos de la operación. En la amplísima mayoría de las operaciones sujetas al IVA, será el vendedor el que reciba el pago del impuesto por parte del contribuyente (comprador del bien o servicio) y, posteriormente, deberá autoliquidar el impuesto a Hacienda. Así será en todas las ocasiones excepto en aquellas definidas como inversión del sujeto pasivo en el IVA, que a continuación conoceremos.

Una operación con la inversión del sujeto pasivo en el IVA

La inversión del sujeto pasivo implica que el sujeto pasivo y el contribuyente sean la misma persona jurídica. O sea, que la responsabilidad de liquidar el impuesto a Hacienda recaiga en el comprador del bien o servicio y no en el vendedor. De este modo, el vendedor queda exento de liquidar el impuesto y no lo llega a cobrar nunca del contribuyente.

En realidad, lo que ocurre es que se invierten los roles de la operación y es el comprador quien abona directamente la cantidad económica referida al IVA del producto comprado, mientras que el vendedor renuncia a esta responsabilidad.

Para poder hacer una venta de un producto con la inversión del sujeto pasivo en el IVA, el vendedor deberá especificar en la factura que se espera que el comprador autoliquidar el impuesto y, por lo tanto, se descontará aquello que corresponda al IVA al importe cobrado.

¿Cuándo aplicaremos la inversión del sujeto pasivo en el IVA?

En primer lugar, solo será posible si el destinatario de la compra es una empresa o un profesional, en sus plenas capacidades y actuando como tal. Sin embargo, no todas las operaciones comerciales realizadas de empresa a empresa podrán recurrir a este método y deberán recurrir a las normativas de la Agencia Tributaria para conocer si lo pueden hacer.

En los últimos años, Hacienda ha ido especificando los casos (que no son muchos) en los que se permite este tipo de operaciones:

  • Aquellas operaciones de compraventa en la que los empresarios o profesionales no residen en el territorio de aplicación del Impuesto sobre el Valor Añadido.
  • La venta de oro para inversión, oro sin elaborar o productos de oro semielaborados.
  • Desechos industriales de distintas tipologías, desperdicios de cartón, papel o vidrio y otros materiales de recuperación.
  • Ventas inmobiliarias en régimen de entrega posterior a procesos concursales.
  • Entregas en consecuencia de procesos concursales.
  • Entregas con renuncia a la exención de IVA del sujeto pasivo, recurriendo al artículo 20.1.
  • Derechos de emisión de efecto invernadero.
  • Rehabilitaciones de locales comerciales o de negocios.
  • Plata, platino y paladio en distintos estadios (bruto, semilabrado o en polvo).
  • Ejecuciones de una obra y cesiones de personal (independientemente de la aportación de materiales).
  • Reventa de productos tecnológicos como ordenadores portátiles, móviles, tablets o videoconsolas.

Aunque la tipología de operación comercial esté entre las listadas y, por tanto, sea susceptible de regirse por la inversión del sujeto pasivo en el IVA, aún cabe considerar la obligación de que el comprador (contribuyente) sea una empresa o profesional y que, además, se comunique la situación previamente a la Agencia Tributaria.

A raíz de la reforma fiscal efectuada en 2015, los profesionales o empresarios que no comuniquen los motivos por los que se adquieren la condición de inversión del sujeto pasivo podrán ser sancionados.

En definitiva, la inversión del sujeto pasivo en el IVA es una posibilidad existente en la regulación fiscal actual que permite que sea el contribuyente el responsable de liquidar el impuesto y no la empresa vendedora del bien o servicio. Esta posibilidad debe ser analizada en detalle según cada caso específico y comunicar previamente a la Agencia Tributaria en caso de querer suscribirse a ella.

Nuevo comentario

Software DELSOL se compromete con la privacidad de tus datos.

Te explicamos de manera resumida cómo trataremos tus datos personales.

¿Quién es el Responsable del tratamiento de tus datos?

Software del Sol, S.A., con NIF número A-11682879 y domicilio en Geolit, P. Tecnológico. C/ Las Villas 9. 23620. Mengíbar (Jaén). Dirección de correo electrónico: info@sdelsol.com.

¿Con qué finalidad tratamos tus datos personales?

Tratamos la información que nos facilitas con el fin de enviarte información, promoción y publicidad relacionada con nuestros productos y servicios por cualquier medio (postal, email o teléfono). Tranquilo, no te abrumaremos con demasiada información.

¿Por cuánto tiempo conservamos tus datos?

Los datos personales que nos proporciones se conservarán mientras se mantenga la relación comercial y/o no solicites la supresión de los mismos.

¿Cuál es la legitimación para el tratamiento de tus datos?

La base legal para el tratamiento de tus datos está basada en el consentimiento que te solicitamos al recabar esos datos y/o en la necesidad de contar con los mismos para procesar tus pedidos y cumplir con los compromisos que adquirimos contigo por contrato.

¿Comunicaremos tus datos a terceros?

No, a menos que la ley nos obligue.

¿Cuáles son tus derechos cuando nos facilitas tus datos?

Tienes derecho a obtener confirmación sobre si en Software del Sol, S.A. estamos tratando tus datos personales, por tanto, tienes derecho a acceder a tus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios.

Si quieres conocer con más detalle cómo tratamos tus datos consulta nuestra Política de Privacidad.

Descarga FactuSOL

Más información

El blog en tu email

Suscríbete para recibir la newsletter mensual directamente en tu email.

Dónde estamos

Geolit, Parque Científico y Tecnológico
Edificio Software DELSOL · 23620
Mengíbar · Jaén

Centralita: 953 22 79 33
Comercial: 953 21 41 00

Área Comercial

  • Comparativa software de gestión
  • Distribuidores
  • Colaboradores
  • Preguntas frecuentes

Atención al Cliente

  • Soporte técnico
  • Zona Privada
  • Utilidades

Software DELSOL

  • Acerca de Software DELSOL
  • Descárgalo gratis
  • Desarrolladores
  • Responsabilidad Social
  • Trabaja con nosotros
  • Resultados encuestas 2020
  • Boletín DELSOL
  • Artículos destacados
  • Contacto

Políticas

  • Política de Gestión
  • Política de Privacidad
  • Política de Seguridad
  • Términos de Uso Generales
  • Condiciones Generales de Contratación
  • Política de Cookies
Idioma
  • eses
  • caca
  • linkedin
  • youtube
Software DELSOL, S.A. utiliza cookies propias y de terceros con finalidad analítica y de marketing. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en el botón "Configurar".